Galería

Curso de superación personal III

Curso de superación personal III

 Curso de superación personal III

 Como ya hemos mencionado en artículos anteriores, la superación personal requiere de disciplina para modificar conductas y así mejorar la calidad de vida.

Pero además, la superación personal requiere de práctica, de ejercicios y actividades que ayuden a desarrollarla.

En este artículo, conocerás algunas de las técnicas utilizadas para conseguir la tan anhelada superación personal.

 La aceptación  de si mismo

Antes de poder aplicar la técnica del espejo una sugerencia, deberás aceptarte a ti mismo tal  cual eres, con tus valores y  debilidades. En la aceptación  de si mismo está el  desarrollo de una actitud positiva y por consecuencia lógica los demás te verán como  tú pretendes ser y  eres. .

Superacion.personal La técnica del espejo

 La técnica del espejo

 Una técnica muy utilizada, tanto para el desarrollo de la superación personal como para el fortalecimiento de la autoestima, es la técnica del espejo.

Dicha técnica, consiste en pararse frente al espejo, a observar cada una de las zonas de nuestro cuerpo.

Esta observación, nos ayudará a detectar, cuales son los defectos y virtudes físicos, de acuerdo a nuestra perspectiva.

Para realizar la técnica del espejo, es imprescindible utilizar un cuaderno en donde anotemos, por un lado, todo aquello que deseemos modificar, y por el otro, todo aquello que nos gusta de nosotros mismos.

Una vez detectado aquello que deseamos modificar, debemos, en principio, reconocer aquello que no podemos cambiar, por ejemplo, nuestra estatura, para comenzar a trabajar con ello.

Luego, identificar aquello que podemos cambiar y establecer metas (cuyo procedimiento se encuentra en artículos anteriores) y llevar a cabo cada una de ellas, de acuerdo a su relevancia. Si por ejemplo no estamos conformes con el estado de nuestro cabello, debemos llevar un plan de acción, para revertir eso que no nos gusta de nosotros mismos a nivel estético.

 La técnica del autoconocimiento

 Esta técnica es similar a la del espejo, pero la diferencia radica en que para realizarla, debemos observar nuestro interior.

Con la ayuda de un cuaderno, debemos anotar cada sentimiento o sensación que detectemos, como cuáles son nuestras preocupaciones, los problemas reales o imaginarios que tenemos, nuestros sueños, qué nos provoca felicidad, cuáles son los factores que nos provocan angustia y las actitudes que nos gustaría modificar de nuestra forma de ser.

Metas alcanzadas

 Además de detectar cada uno de los aspectos que nos desagradan de nuestra vida y de elaborar y llevar a cabo un plan de acción, para revertirlos, es fundamental que midamos nuestros progresos anotando en nuestro cuaderno, cada meta alcanzada.

De esta manera, podremos ir detectando cada punto a nivel estético o espiritual, para así llevar un plan de acción, que nos permita, no solo modificar conductas, sino comenzar con una vida de mayor autoestima y por supuesto, conseguir nuestra superación personal.

Estas dos técnicas nos ayudarán, no sólo a ver el camino recorrido, sino a saber que podemos conseguirlo, que podemos solucionar cada problema, saltar cada obstáculo, a saber que somos capaces de lograr cada cosa que nos proponemos en esta vida, aún, las que parecen imposibles de alcanzar.

Curso de superación personal III